Cerrame la 7

Remeros y Yale disputaron el partido atrasado correspondiente a la fecha 7, fue con victoria de las mercedarias 53 a 15 en un partido que fue con ventajas desde el primer cuarto.

Primer tiempo

El partido comenzó minutos después de la hora pactada (14:30), pero el tanteador no demoró en romper el 0, rápidamente Remeros se puso en ventaja encontrando a Menendez como su arma ofensiva, convirtiendo desde los 6,75 y siendo vertical al aro aportando también con dobles cerca del aro.

Poco pudo hacer Yale en el primer cuarto, el plantel condicionado por las bajas sufridas las últimas semanas llegaba rotando el quinteto titular.

Remeros siguió abriendo ventajas en el segundo cuarto, la debutante Bacchini ingresó con puntos desde el banco, teniendo un gran juego en la pintura.

También ingresaron los problemas, la consola del xxxxx no quería seguir funcionando, durante largos 20 minutos el personal del estadio hizo todo lo posible y el partido pudo continuar.

Asi como continuó el partido también los puntos de Bacchini que, desde la pintura, no erró en todo el primer tiempo. Ventaja de 30 a 8 al cierre de los primeros 20 minutos.

Segundo tiempo

El segundo tiempo comenzó chato, sin gol y con tiros mal tomados, fue Giossa con un libre quien, luego de 5 minutos jugados del tercer chico hizo mover el tanteador.

El transcurso del tercero fue igual que como comenzó, con el pie fuera del acelerador por parte de Remeros y Yale buscando, desde la defensa, bajar la intensidad del partido.

El último cuarto fue nuevamente todo de Remeros, que, encontró a Álvarez y a Mazzoni siendo revulsivas desde el banco, Bacchini siguió siendo determinante en la pintura y Remeros se llevó el triunfo 53 a 15.

¡Qué player!

Ornela Bacchini fue la goleadora y jugadora destacada del partido, culminando con 15 puntos y 9 rebotes. Muy buena carta de presentación para un equipo que la va a precisar y mucho en la pintura.

0
PUNTOS

El semáforo de Aleras

El partido de Remeros en líneas generales fue bueno, de igual manera necesita ser mucho más regular para seguir creciendo.

Yale no estuvo nunca al nivel de su rival, el equipo está claramente dolido por las ausencias pero deberá seguir con los objetivos claros: seguir desarrollando jugadoras.

El tiempo que estuvo el partido parado fue claramente lo peor de la tarde, pero si lo llevamos al juego, sin dudas fue el tercer cuarto lo más bajo en el rectángulo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *