Demoró pero llegó

En un partido por demás trabado, Capurro logró clasificarse a Copa de Bronce ganandole a Urunday Universitario 60 a 37. El estudioso se despidió del torneo 2021.

Primer tiempo

El partido arrancó entreverado, Capurro buscaba gol corriendo la cancha pero no definía de la mejor manera, Urunday buscaba que el balón pase por todas sus jugadoras y para buscar el tiro cómodo. Entre idas y venidas, «las estudiosas» se fueron 13 a 11 arriba el primer cuarto.

Abril Ramírez y Antonella Aguilera aparecieron en el segundo cuarto para que las rojinegras pasen al frente. Urunday convertía un triple de la mano de Molina pero Aguilera le respondía de la misma manera en Capurro.

Capurro sacaba 14 de máxima pero buenos ataques de Caldas y Ormando acortaban la diferencia a 6 al final del primer tiempo.

Segundo tiempo

Un rápido 6 a 0 a favor de Capurro obligó a que Mackiewicz pidiera minuto, intentando ordenar a su equipo y frenar la racha que tenía su rival.

Los minutos siguientes de juego fueron muy entreverados, Capurro se quedaba sin gol mientras que a Urunday le costaba aún más convertir. A pesar de esto, Capurro comenzó a cerrar el partido para irse 16 al cierre del tercer cuarto.

El último cuarto siguió siendo todo de Capurro, quien, con Abril Ramírez siendo su máxima figura, siguió aumentando la ventaja para meterse definitivamente en Copa de Bronce, donde, además, ya conoce a su rival, Trouville.

¡Qué player!

¡Qué partido Abril! La jóven argentina lideró a su equipo a la clasificación a Copa de Bronce de principio a fin, culminó con 22 puntos + 20 rebotes + 9 recuperos + 7 asistencias.

0
PUNTOS

El semáforo de Aleras

El partido de Abril Ramírez fue lo mejor de la tarde, sin dudas que es la figura de Capurro y la pieza clave para sus enfrentamientos ante Trouville.

La cantidad de triples tirado y errados por ambos equipos fue sin dudas lo más bajo de la jornada, 7 de 44 en total entre ambos equipos.

Los árbitros permitieron jugar muy al límite durante los 40 minutos y hubieron foul que se debieron haber cobrado, además el mal humor se entreveró en los minutos finales y perjudicó el buen ambiente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *